camporico logo
esenfr

¿Es ético el uso del logo de la AEP?

La semana pasada se confirmaba una noticia de la cual se viene hablando desde hace 3 años y no es otra que la confirmación de los pagos a la Asociación Española de Pediatría para que usaran su logo en unos productos para niños que ningún nutricionista ni medico infantil recomendaría.


Pongámonos en situación, entre los años 2013 y 2017 La AEP recibió de grandes marcas cerca de 2,3 millones de euros, para que usaran su logotipo en productos destinados a consumo infantil, la mayoría de estos productos bollería industrial.
Desde sus inicios fue duramente criticado por muchos colectivos especialmente por dietistas nutricionistas y colectivos médicos que no entendían como una asociación que tendría que velar por la salud de nuestros hijos se vendía por dinero dando permiso para promocionar marcas muy poco recomendables para su alimentación.


Ante estas duras críticas la AEP se defendió argumentando que solo se les permitía lucir sus logos en sus productos, pero que en ningún momento recomendaban este tipo de productos para consumo infantil. También comentaban y cito palabras textuales “Nadie con inteligencia entendería que recomendamos estos productos”. Pongamos unas imágenes para que podamos opinar sobre esta frase.

 


La imagen pertenece a Miguel A. Luruñena de gominolas de petróleo. Un blog que merece la pena seguir.


También hemos sabido que este tipo de “colaboraciones” ha supuesto para la AEP la principal fuente de ingresos de los últimos 10 años y a través del informe que publico de trasparencia pudimos concretar que estas colaboraciones suponían casi 13 veces más ingresos que los afiliados.

 


La AEP es una asociación sin ánimo de lucro que la principal razón de su existencia es la divulgación de prácticas de alimentación saludable y la formación de profesionales en este sentido.

 


Después de ver toda esta información la sensación que me queda es de indefensión. Como padre me preocupo de la alimentación de mis hijos y este tipo de noticias solo ayuda a desconfiar de estas asociaciones y por ende a desconfiar de los pediatras en general.


En España Tenemos a grandes profesionales de la pediatría y es muy triste que su imagen se vea enturbiada por este tipo de prácticas de la asociación la cual los representa.


Queremos dejar claro que el azúcar no es malo, lo malo es el exceso y en general nuestros hijos tomas mucha más azúcar de la que necesitan e incluso mucho más de lo que es saludable.


También hay que tener en cuenta el tema del sabor. Este tipo de productos tienes unas cuotas de sabor altísimas, si acostumbramos a nuestros hijos a consumir estos productos de forma habitual, será muy difícil que luego quieran comer frutas o verduras pues no le sabrán a nada y no les gustara.


Como siempre comentamos, estos productos ultraprocesados mejor “evitarlos en la medida de los posible” ya que entendemos que es imposible estar aparte de la sociedad en la que vivimos.

 

 

 

CATEGORÍAS